Confusión con la lesión de Keylor Navas

El Real Madrid ha publicado este miércoles el parte médico de Keylor Navas, que regresó antes de tiempo por culpa de unas molestias físicas sufridas en su concentración con Costa Rica para los partidos de clasificación para el Mundial de Rusia-2018. El club blanco asegura en un comunicado a través de su página web que “tras las pruebas realizadas hoy a nuestro jugador Keylor Navas en el Hospital Universitario Sanitas La Moraleja se le ha diagnosticado un edema en el abductor mayor de la pierna derecha. Pendiente de evolución”. Una lesión que difiere de la que trascendió desde Costa Rica.

“Después del partido ante Honduras, Keylor presentó molestias en su pierna derecha, por lo que le realizamos una serie de exámenes que mostraron que el guardameta presenta un desgarro miofascial vasto medial y parte del aductor del muslo derecho”, indicó el pasado martes el médico de Costa Rica, Alejandro Ramírez, en la web federativa. El galeno ‘tico’ añadió que ya se había puesto en contacto con jefe de los servicios médicos del Real Madrid, Niko Mihic, para transmitirle el confuso diagnóstico.

Keylor Navas se quedará fuera de la visita liguera de este sábado a Getafe, donde Kiko Casilla defenderá la portería merengue. Este fin de semana, el costarricense se probará de cara al duelo de Champions del próximo martes en el Bernabéu contra el Tottenham de Pochettino y Harry Kane, un duelo en el que el portero ‘tico’ es seria duda. Si no está al cien por cien, Zidane no contará con él.

Con el diagnóstico de Bale, otro lío

Con Gareth Bale también ha habido confusión con su lesión. El Real Madrid modificó hasta en tres ocasiones su versión sobre las nada claras dolencias musculares del galés. Primero, el técnico blanco, Zinedine Zidane, dijo que el atacante había sufrido unos calambres en el gemelo izquierdo. Luego resultó ser, según el club blanco, un problema en los isquios para finalmente dictaminar en un comunicado emitido el pasado 4 de octubre que el de Cardiff sufre un “edema sin rotura fibrilar en el sóleo de la pierna izquierda”. Aunque el club merengue no dio cuenta del posible tiempo de baja del extremo se prevé que aún le restan tres semanas más en el dique seco.

Deja un comentario